conduccion en estado de ebriedad
suspencion de licencia de conducir es pena accesoria
TránsitoJurisprudenciaChileRegión MetropolitanaSantiago
Anónimo Lunes 7 de Abril del año 2008 / 21:44

Santiago, once de enero de dos mil siete.

Oídos los intervinientes:

PRIMERO: Que el Fiscal adjunto de la Fiscalía Local de La Florida ha interpuesto recurso de nulidad en contra de la sentencia definitiva dictada en audiencia de procedimiento simplificado de fecha cinco de diciembre de dos mil siete que condenó a MANUEL FRANCISCO SALDAÑA LEIVA a la pena de cuarenta y un días de prisión en su grado máximo, accesorias legales de suspensión de cargos y oficios públicos durante el tiempo de la condena, y la suspensión de su licencia de conducir por cuatro meses, por el delito de conducción en estado de ebriedad, figura prevista por el artículo 196 letra e) de la ley 18.290, en relación con el artículo 115 A del mismo texto legal, hecho ocurrido el día 9 de junio de 2007.

SEGUNDO: Que, fundamentando el recurso interpuesto, el señor Fiscal señala que la sentencia impugnada incurrió en la causal de nulidad prevista por la letra b) del artículo 373 del Código Procesal Penal.

TERCERO: Que, en relación a la causal señalada, el recurrente sostiene que el fallo cometió un error de derecho al condenar al imputado a la suspensión de licencia para conducir, solo por el plazo de cuatro meses, en circunstancias que el artículo 196 letra e) de la ley Nº 18.290, establece como mínimo para la figura penal de autos, la pena de suspensión de la referida licencia, por el lapso de seis meses.

Agrega que a dicha infracción se suma la aplicación errónea del artículo 67 del Código Penal, pues dicha norma -que se refiere a la rebaja de la pena- sólo se refiere a las penas privativas de libertad y, en caso alguno, se refiere a una eventual reducción del tiempo de suspensión de la licencia para conducir.

CUARTO: Que, por su parte, la defensa del imputado solicitó en estrado el rechazo del recurso de nulidad argumentando que a su parecer en el fallo recurrido la sentenciadora hizo una completa descripción de los hechos investigados, como así también, realizó una acertada subsunción de los referidos hechos en la norma para dictar la sentencia que hoy día se recurre.

QUINTO: Que, de acuerdo a lo razonado en los fundamentos anteriores corresponde a esta Corte resolver si la sentenciadora se encontraba facultada para rebajar la pena de suspensión de licencia para conducir o si por el contrario, cometió un error de derecho al hacerlo.

SEXTO: Que, para resolver el asunto controvertido corresponde en primer lugar determinar la naturaleza jurídica de la pena de suspensión de licencia para conducir, para luego, analizar la procedencia de la rebaja del tiempo de la suspensión.

SÉPTIMO: Que, en el primer orden de materias cabe señalar que tal como lo ha resuelto esta Corte en oportunidades anteriores, el artículo 196 E de la Ley Nº18.290, describe las sanciones corporales y pecuniarias asignadas al delito de conducción de vehículo en estado de ebriedad agregando, además, la pena de suspensión de licencia para conducir.

En efecto, y en lo que respecta a lo discutido en este recurso, es preciso recordar lo que señala dicha norma en su inciso quinto: .En los delitos previstos en este artículo se aplicará como pena accesoria la suspensión de la licencia para conducir vehículos motorizados por el término de seis meses a un año..

OCTAVO: Que del claro tenor literal de la norma transcrita como así también de las características propias de esta sanción, cabe concluir que se está frente a una pena accesoria, esto es, aquellas sanciones que necesitan de una pena principal a la cual deben ir agregadas o que, no imponiéndolas especialmente la ley, ordena que otras las lleven consigo (Eduardo Novoa Monreal, Curso de Derecho Penal Chileno, pag.324).

NOVENO: Que la conclusión recién expuesta no se ve alterada por el hecho de no estar considerada esta sanción, la suspensión de licencia para conducir, como pena accesoria dentro de los artículos 21 a 24 y 27 a 31 del Código Penal por cuanto el texto original del referido código ha sido reiteradamente complementado por diversas disposiciones legales, entre ellas la denominada Ley del Tránsito.

DECIMO: Que, establecido lo anterior cabe señalar que de la simple revisión del fallo se observa que este contiene, en su considerando 7, una exposición clara y precisa de los motivos que tuvo la sentenciadora para proceder a dictar sentencia en los términos que lo hizo, razonamiento que es compartido por esta Corte, toda vez que de otra manera, la pena accesoria pasaría a ser de mayor gravitación que la pena principal impuesta al condenado, situación que desde luego repugna los principios de proporcionalidad y coherencia que debe regir en toda pretensión punitiva.

DECIMO PRIMERO: Que, de esta manera, en el proceder de la señora Juez de Garantía no se observa error de derecho y, menos aún, que este haya influido sustancialmente en lo dispositivo del fallo, motivo por el cual se rechazará el recurso de nulidad deducido por el Ministerio Público.

Atendido lo anteriormente expuesto, y de conformidad a lo dispuesto por el artículo 399 del Código Procesal Penal en relación con el artículo 372 del mismo texto legal, se declara:

Que se rechaza el recurso de nulidad interpuesto Fiscal adjunto de la Fiscalía Local de La Florida en contra de la sentencia definitiva dictada en audiencia de procedimiento simplificado de fecha cinco de diciembre de dos mil siete que condenó a MANUEL FRANCISCO SALDAÑA LEIVA a la pena de cuarenta y un días de prisión en su grado máximo, accesorias legales de suspensión de cargos y oficios públicos durante el tiempo de la condena, y la suspensión de su licencia de conducir por cuatro meses, por el delito de conducción en estado de ebriedad, figura prevista por el artículo 196 letra e) de la ley 18.290, en relación con el artículo 115 A del mismo texto legal, hecho ocurrido el día 9 de junio de 2007, la que en consecuencia no es nula, como tampoco lo es el juicio en que recayera.

Redactó el señor Cruchaga.

Regístrese y comuníquese.

RUC 0700438116-K.

Rol N° 2778-2007.

Dictada por la Novena Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago, Ministro señor Jorge Dahm Oyarzún, la Ministro Suplente señora Pilar Aguayo Pino y por el Abogado Integrante señor Ángel Cruchaga Gandarillas.




Participar en el Foro